Instituto de Investigación de Recursos Biológicos
Alexander von Humboldt

Investigación en biodiversidad y servicios ecosistémicos para la toma de decisiones

conexion vital

Facebook
Twitter
Linkedin
Youtube
Flickr

104 habitantes de la cuenca del río Orotoy se graduaron del Diplomado en Bienestar, Territorio y Cambio Global


P1090913

Líderes, funcionarios, mujeres y jóvenes de los municipios de Acacías, Guamal, Castilla la Nueva y San Carlos de Guaroa, en el Meta, culminaron el pasado sábado 3 de diciembre el Diplomado en Bienestar, Territorio y Cambio Global: Construyendo comunidades más fuertes, organizado por la Universidad de los Llanos y el Instituto Humboldt.

Con una duración de 120 horas, este diplomado gratuito se enmarcó dentro del proyecto de Fortalecimiento de las capacidades de adaptación social y ecológica al cambio climático en la cuenca hidrográfica del río Orotoy, Colombia, liderado por el Instituto Humboldt y la Universidad de los Llanos, y apoyado por el International Development Research Centre (IDRC) y la Agencia Presidencial de Cooperación Internacional de Colombia (APC)–. El diplomado fue diseñado como un espacio de encuentro y capacitación en temas clave para la región como bienestar social y desarrollo, emprendimiento, gobernanza ambiental, cambio climático, ordenamiento y desarrollo local, manejo eficiente del agua y legislación ambiental, entre otros.

Durante la jornada de cierre los participantes debatieron sobre los posibles escenarios futuros para la cuenca. Entre sus conclusiones sobresalen el interés de la comunidad por desarrollar proyectos productivos propios, incentivar el ecoturismo y contar con más áreas naturales protegidas, entre otras. Además, reconocieron la importancia de trabajar de manera conjunta en el diseño de propuestas claras que permitan gestionar el apoyo y los recursos necesarios ante diferentes instituciones, alcaldías y la Gobernación.

En la ceremonia de clausura, representantes de las instituciones entregaron los diplomas que certificaron la aprobación del diplomado a 104 estudiantes. Durante el acto intervino Luis Guillermo Castro, coordinador del Proyecto Fortalecimiento de las capacidades de adaptación social y ecológica al cambio climático en la cuenca hidrográfica del río Orotoy, del Instituto Humboldt, quien aseguró: “El logro más grande de este diplomado es demostrar que a partir de un proceso de educación se pueden generar espacios de diálogo para que personas que tienen posiciones diferentes y viven en un contexto de conflicto ambiental, puedan encontrarse, conocerse e identificar objetivos en común para desarrollar de forma sostenible su territorio”.

Por su parte, Marco Aurelio Torres, director del Instituto de Ciencias Ambientales de la Orinoquia Colombiana – ICAOC, explicó la importancia de este proceso para la Universidad de los Llanos: “No nos quedamos en la Universidad con nuestros conocimientos y nuestras teorías, sino que nos acercamos a la comunidad, compartimos y aprendimos de ella. Ahora solo resta acercarnos a los gobiernos locales y regionales”.

En representación de la comunidad, Mábel Rodríguez, lideresa de la zona media de la cuenca del río Orotoy, indicó: “Ahora debemos esparcir la semilla que Unillanos y el Humboldt nos dejaron, entre nuestros niños y vecinos, para que entre todos podamos construir la región que soñamos”.

Según explicó Luis Guillermo Castro, los resultados del proceso del diplomado se plasmarán en un documento posterior denominado Estrategia de gestión, propuesta de lineamientos para la gestión territorial de la cuenca del río Orotoy, el cual abordará las prioridades y debilidades del territorio. Éste se entregará a tomadores de decisiones de la región con el fin de que enfoquen su gestión hacia los intereses de la comunidad.

P1090880


*****

Otros comentarios destacados

Respecto a las conclusiones del taller sobre escenarios futuros, la profesora de la Universidad de los Llanos, Clara Inés Caro, quien orientó diferentes sesiones a lo largo del diplomado, indicó: “Lo que evidenciamos es que a pesar de sus diferencias, las personas se reconocen como pobladoras de una cuenca y –sin temor a soñar y a proponer– tienen claridad de que necesitan adaptarse a un futuro distinto sin la dependencia del petróleo o la palma. Esta es una ganancia fabulosa”.

Por su parte, la investigadora del Instituto Humboldt, Diana Lara Díaz, quien diseñó y orientó la sesión final del diplomado, explicó: “Luego del proceso de capacitación y de tener información clara sobre el estado actual de la cuenca, es necesario pensar a futuro e identificar estrategias reales y posibles a partir de las cuales se puedan hacer realidad esos planes futuros”.

Al cierre del evento, Álvaro Torres, coordinador del diplomado, indicó: “Todo este ejercicio fue bastante exitoso y las comunidades respondieron con presencia, permanencia y compromiso en todas las actividades realizadas durante el diplomado. En cada sesión todos fuimos testigos de una transformación increíble y esperamos que todos nuestros estudiantes se conviertan en verdaderos gestores de cambio en sus territorios”.